Dras. Francina Fonseca y Marta Torrens, Instituto Hospital del Mar de Investigaciones Médicas-IMIM, Barcelona; Instituto de Neuropsiquiatría y Adicciones, Parc de Salut Mar de Barcelona, Barcelona; Departamento de Psiquiatría y Medicina Legal Universidad Autónoma de Barcelona.

La actual crisis generada por la pandemia por COVID-19 ha provocado especial preocupación por el grupo de pacientes consumidores de sustancias, principalmente en los usuarios de drogas por vía intravenosa (UDVI). Este grupo, además de afrontar los factores de riesgo de la población general, también está expuesto a riesgos adicionales por los siguientes motivos1:

  • La presencia de comorbilidad médica y las vías de consumo de algunas sustancias incrementan el riesgo de desarrollar formas más graves de la enfermedad; por ejemplo, el consumo por vía fumada tanto de tabaco como otras sustancias (cocaína, metanfetamina, cannabis…); los efectos vasoconstrictores de los psicoestimulantes que pueden incrementar el riesgo de enfermedad cardiovascular; la comorbilidad con otras infecciones como el VIH, las hepatitis víricas y las neoplasias hepáticas.
  • Incremento del riesgo de infecciones al compartir material de inyección y otra parafernalia asociada con el consumo. El menor acceso a los centros de reducción de daños a causa del confinamiento puede reducir el acceso también a material de inyección estéril e incrementar el riesgo de sobredosis por sustancias.
  • Mayor exposición al virus, tanto por consumo en lugares con alta concentración de personas, como por la falta de acceso a domicilios y alta prevalencia de personas sin hogar entre los UDVI.
  • Riesgo de violencia contra la mujer durante el período de confinamiento al convivir con el posible perpetrador.

Desde diferentes agencias nacionales y comunitarias se han difundido recomendaciones para minimizar el impacto de la infección por COVID-19 en los pacientes con consumo de sustancias2.

Los centros de tratamiento de adicciones y los centros de reducción de daños se han adaptado para poder mantener una atención a los usuarios. Estos cambios han consistido principalmente en:

  • Organización asistencial por equipos, para evitar el contacto entre trabajadores.
  • Reducción de las horas de apertura del centro.
  • Reducción de los trámites administrativos.
  • Limitar las visitas presenciales a las esenciales y fomento del teletrabajo; sin embargo, se ha mantenido la atención presencial para primeras visitas y demandas urgentes.
  • Ampliación del tiempo de recogida de medicación (metadona y otros tratamientos sustitutivos).
  • Limitación de las pruebas complementarias.
  • Anulación de la terapia grupal.
  • Se han preparado protocolos para detección de casos sospechosos de infección COVID y se han realizado pruebas PCR previas a los ingresos y protocolos de derivación y aislamiento en pacientes sintomáticos.

Los primeros análisis de la situación en Europa, tras el período de confinamiento, han mostrado una reducción global del consumo de sustancias, probablemente por cambios en las rutinas (menor actividad social) y menor disponibilidad de las sustancias; esta reducción del consumo se ha observado principalmente en el caso de la cocaína y el MDMA. En el caso de otras sustancias, su consumo se ha visto incrementado (alcohol y benzodiazepinas), o bien hay datos muy variables (en el caso del cannabis, por ejemplo, se han detectado más búsquedas por Internet). Es de interés reseñar que por lo que respecta a la heroína, se han solicitado más inicios de tratamiento sustitutivo, realizándose más derivaciones a tratamiento desde centros de reducción de daños3.

La experiencia en el centro de Reducción de Daños de La Mina (Sant Adrià del Besós, Barcelona) cuando comparamos el número de consumos durante los meses de marzo, abril y mayo de 2020 con los de 2019, se observa una reducción del número de consumos totales. En cambio, no se ha observado el mismo porcentaje de reducción en el número de sobredosis atendidas en el centro (Tabla 1).

Tabla 1. Comparativa entre los meses de marzo, abril y mayo de 2019 y 2020 en cuanto a consumos y sobredosis atendidas en la sala de reducción de daños de La Mina.

  Año 2019 Año 2020 Diferencias (%)
Consumos marzo 8.973 5.566 – 38%
Consumos abril 6.682 2.206 – 66%
Consumos mayo 7064 3281 – 54%
       
Sobredosis marzo 20 21 + 5%
Sobredosis abril 23 12 – 48%
Sobredosis mayo 15 12 – 25%

En lo que respecta a las primeras visitas atendidas en los centros de tratamiento de las adicciones que dependen del Parc de Salut Mar durante este período, en comparación con el año 2019, si bien el número de primeras visitas se ha reducido en un 38%, las primeras visitas en las que la sustancia principal es heroína, se han mantenido o se han incrementado de un 28% del total en 2019 a un 47% del total en el mismo período de 2020. Este incremento en las demandas de tratamiento por heroína supone una oportunidad tanto para abordar el consumo problemático de la sustancia, como para el tratamiento de la comorbilidad que presentan estos pacientes, en concreto de las infecciones víricas como el VIH y la hepatitis C. En este momento, existen varios programas de microeliminación del virus de la hepatitis C, que integran el tratamiento de la adicción con el de la infección por VHC; estos programas se caracterizan por reducir el número de visitas y los trámites burocráticos, externalización de la farmacia, con dispensación del tratamiento en los mismos centros de tratamiento de adicciones y seguimiento y abordaje de las posibles reinfecciones.

Para concluir, podemos hacer una reflexión sobre el papel de los profesionales en el tratamiento de las adicciones durante la situación de pandemia4:

  • Debemos mantener una actitud activa, manteniendo la atención a las primeras visitas, ya que hemos visto, puede tratarse de una oportunidad para pacientes motivados; alternar las visitas telemáticas con visitas presenciales, lo que supone una mejora de la retención de las personas en tratamiento; hemos de mantenernos alerta sobre cambios o nuevos patrones de consumo de sustancias.
  • También tenemos un papel relevante en la prevención: educación sanitaria con mensajes claros para evitar la propagación de la enfermedad; un papel de vigilancia en los efectos del confinamiento y la distancia social entre nuestros usuarios; además de continuar con la atención a las comorbilidades que presentan los pacientes, tanto médicas (infecciones por VIH, hepatitis víricas…) como psicopatológicas (depresión, trastornos de ansiedad…).
  • Revisar la frecuencia de la administración de tratamientos, eligiendo si es posible formulaciones de larga duración, incrementando el tiempo de dispensación de tratamientos (take-home) y revisando las interacciones de los tratamientos.
  • Evaluar los efectos de la crisis en poblaciones de riesgo, principalmente mujeres5 y grupos en riesgo de exclusión.
  • Y finalmente, formarse, investigar e implementar recursos y actividades con eficacia demostrada.

 

Referencias:

  1. European Monitoring Centre for Drugs and Drug Addiction (EMCDDA) 2020. EMCDDA update on the implications of COVID-19 for people who use drugs (PWUD) and drug service providers https://www.emcdda.europa.eu/system/files/publications/12879/emcdda-covid-update-1-25.03.2020v2.pdf. Acceso el 29/09/2020.
  2. Departament de Salut 2020. Recomanacions per a un confinament saludable per a persones que tenen una addicció i per a les que les envolten https://canalsalut.gencat.cat/ca/salut-a-z/c/coronavirus-2019-ncov/ciutadania/persones-amb-problemes-de-salut-mental-i-adiccions/persones-amb-addiccions Acceso el 29/09/2020.
  3. European Monitoring Centre for Drugs and Drug Addiction (EMCDDA) 2020. Impact of COVID-19 on patterns of drug use and drug-related harms in Europe, EMCDDA Trendspotter briefing, Lisbon. https://www.emcdda.europa.eu/system/files/publications/13130/EMCDDA-Trendspotter-Covid-19-Wave-2_1.pdf Acceso el 29/09/2020.
  4. Luykx JJ, Vinkers CH. 2020. Psychiatry in Times of the Coronavirus Disease 2019 (COVID-19) Pandemic: An Imperative for Psychiatrists to Act Now. JAMA Psychiatry. 2020 May 27. doi: 10.1001/jamapsychiatry.2020.1225. Online ahead of print.
  5. Connor J, Madhavan S, Mokashi M, Amanuel H, Johnson NR, Pace LE, Bartz D. 2020. Health risks and outcomes that disproportionately affect women during the Covid-19 pandemic: A review. Soc Sci Med. 2020 Sep 13;266:113364. doi: 10.1016/j.socscimed.2020.113364. Online ahead of print.

 

Autoras: Dras. Francina Fonseca y Marta Torrens, Instituto Hospital del Mar de Investigaciones Médicas-IMIM, Barcelona; Instituto de Neuropsiquiatría y Adicciones, Parc de Salut Mar de Barcelona, Barcelona; Departamento de Psiquiatría y Medicina Legal Universidad Autónoma de Barcelona.

Entrevista publicada en la revista asscatinForma nº 25