Focus Galicia. Es el nombre del programa que los 44 centros de salud y consultorios del área sanitaria de Pontevedra y O Salnés pondrán en marcha a finales de abril o principios de mayo para detectar casos no diagnosticados de dos enfermedades infecciosas, hepatitis C y VIH.

Según se explicó en la presentación del plan piloto, que tuvo lugar en abril en el Hospital Provincial de Pontevedra, se usará el sistema de inteligencia artificial a través de las nuevas tecnologías para dar con esa población potencialmente susceptible de tener esas enfermedades.

El jefe de servicio de Digestivo del Complexo Hospitalario Universitario de Pontevedra (Chop), Juan Turnes, comentó que en el caso del VIH la franja de edad va de los 20 a los 59 años y en la hepatitis C, de los 20 a los 70. ¿Cómo funcionará el programa? Cuando un paciente acuda a su centro de salud por otro motivo y se le vaya a sacar sangre y en su historial conste que nunca se le realizó ninguna de las dos pruebas para confirmar o descartar esos dos virus, se le ofrecerá esa posibilidad. La participación es voluntaria. “La mayoría de ellos no van a tener la enfermedad, pero la previsión es que podamos detectar en el primer año del programa 54 casos de VIH y 212 de hepatitis C en el área sanitaria”, avanzó Turnes.

El programa, que en España sólo aplica la comunidad de Cantabria, integra además del diagnóstico el tratamiento, curativo en el caso de la hepatitis y para controlar la enfermedad en el VIH. La intención es que a los pocos días del positivo, si es posible en menos de siete días, se pueda iniciar el tratamiento. Este programa nace de una necesidad clínica y a iniciativa de las sociedades científicas y de pacientes.

Según cifras oficiales, en los últimos cuatro años se trataron en el área sanitaria de Pontevedra más de 800 pacientes de hepatitis C, de los que el 98% se han curado. De esos 800, unos 110 tenían también VIH. Los especialistas consideran que hay al menos otras 800 personas con hepatitis C sin diagnosticar en esta EOXI.

Turnes también apuntó que los casos de VIH están aumentando por la relajación en las medidas de protección ante prácticas de riesgo. Respecto a los tratamientos para la hepatitis aseguró que en el área no hay ninguna dificultad de acceso a fármacos y a especialistas. “El único problema que tenemos es que a veces tenemos que convencer al paciente para que se trate, ya que no se siente enfermo. Convencerlo de que es un tratamiento seguro y de que las probabilidades de curarse son del 100%”.

 

Fuente: lavozdegalicia.es

12/04/2019

SÍGUENOS EN NUESTRAS RRSS

PRÓXIMOS EVENTOS

TE PODRÍA INTERESAR

Related Post