El modelo catalán de prisiones para eliminar la hepatitis C, ejemplo de “Buenas Prácticas” en el SLTC Summit de Valencia

17/12/2019 | Noticias de prensa

El SLTC Summit 2019 “Explorando nuevas fronteras en la atención del VHC”, celebrado en Valencia los pasados 15 y 16 de octubre, reunió a más de 700 expertos de 47 países diferentes para debatir y compartir las “Mejores Prácticas” para conseguir la eliminación de la hepatitis C.

Expertos internacionales de primer nivel se encontraron durante la tercera edición del SLTC Summit, organizado por la compañía Gilead, para revisar las “Mejores Prácticas” de detección, diagnóstico, tratamiento y seguimiento del VHC.

La principal conclusión de la cumbre, después del análisis de las experiencias internacionales, ha sido que el logro del objetivo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) de eliminar el virus en 2030 como problema de salud pública es posible a través de la aplicación en el ámbito local de estrategias globales, contando con la participación coordinada de los diferentes agentes implicados.

Una de las “Mejores Prácticas” presentadas ha sido “El modelo catalán: un acercamiento especial a las prisiones”, del equipo formado por Joan Colom, director del Programa  de Prevención, Control y Atención al VIH, las ITS y las Hepatitis Víricas (PECAVIHV) de la Agencia de Salud Pública de Cataluña, Andrés Marco, director de Enfermedades Infecciosas del Programa Catalán de Salud Penitenciaria, y Neus Solé, enfermera de enlace del Programa de Prisiones.

En Cataluña, la infección crónica por VHC es 4 veces mayor entre la población reclusa que entre la población general. El objetivo principal del programa de prisiones en Cataluña es eliminar la infección por VHC en las prisiones catalanas antes de 2021. Los puntos clave de este programa se basan en:

  • Cribado universal y voluntario de infección en la entrada.
  • Cribado periódico para personas con conductas de riesgo.
  • Programas de reducción de daños (TAO, PIX) y vacunaciones.
  • Información y actividades educativas.
  • Formación en infecciones virales (consultores externos, médicos de prisiones).
  • Coordinación intra/extrapenitenciaria. Este es un elemento fundamental, ya que el tratamiento y/o seguimiento de personas en la prisión con infección crónica por VHC se puede interrumpir después de su puesta en libertad.
  • Figura de las enfermeras de enlace, que proporcionan esta coordinación intra/extrapenitenciaria imprescindible a los internos, es clave para el continuumde atención post liberación.

Este programa se enmarca en el Plan de Prevención y Control de la Hepatitis C, que tiene como principales objetivos, tanto en población general (a través de la atención primaria) como en poblaciones clave que pueden correr un alto riesgo de infecció (entre las que encontramos a las personas internas en centros penitenciarios, el diagnóstico precoz de infecciones ocultas, la provisión de tratamiento y el seguimiento de la enfermedad.

 

Fuente: Butlletí del Departament de Salut de la Generalitat de Catalunya

Noticia traducida por ASSCAT

17/12/2019

SÍGUENOS EN NUESTRAS RRSS

TE PODRÍA INTERESAR

Related Post